Inteligencia Artificial

La inteligencia artificial (IA) es la habilidad de las computadoras para aprender de manera automática. En términos científicos, la IA es un campo amplio que reúne tecnologías diferentes que se combinan para que se tomen decisiones a partir de un conjunto dado de objetivos.  

Benjamín, 17 años
Para mí la IA puede traer muchos beneficios como: la respuesta a diversos prob...
+

Benjamín, 17 años

Para mí la IA puede traer muchos beneficios como: la respuesta a diversos problemas, las comunicaciones a distancia, ampliar la cultura, etc. Los problemas pueden ser: vivir en un mundo donde no nos demos cuenta del mundo natural en el que estamos viviendo y los problemas de rastreo, hate, ciberbullyng, etc.

 

Estas tecnologías permiten expandir la inteligencia humana al realizar ciertas operaciones de manera más rápida, precisa o eficiente (como calcular, procesar grandes volúmenes de datos, establecer relaciones y más). Es por eso que las aplicaciones de la IA son variadas e influyen en todos los ámbitos de nuestra vida. 

La IA tiene dos propiedades características: es autónoma, porque tiene la capacidad de ejecutar tareas en situaciones complejas sin la dirección constante de un/a usuario/a; y es adaptativa, porque tiene la capacidad de mejorar la ejecución de las tareas aprendiendo de los nuevos datos que ingresan al sistema. Un ejemplo de esto es la recomendación de contenidos en los entornos digitales: gran parte de la información que recibimos a lo largo del día (publicaciones en redes sociales, anuncios en línea o recomendaciones musicales) está personalizada. Los sistemas que determinan el contenido que vemos se basan en IA que aprende de nuestras elecciones y datos de navegación. 

Mateo, 16 años
No se que impactó podría tener la IA ahora mismo, pero con el paso del...
+

Mateo, 16 años

No se que impactó podría tener la IA ahora mismo, pero con el paso del tiempo siento que podría cambiar nuestra vida al punto de ser parte de la cotidianidad sin darnos cuenta.

El avance de la IA es un tema que está cada día más vigente y que pone en jaque ciertos derechos de niños, niñas y adolescentes, tales como la privacidad de sus datos, el acceso a información veraz, y la diversidad e inclusión. Para enfrentar estos desafíos, es necesario promover el empoderamiento de las habilidades necesarias para una mejor comprensión del mundo tecnológico: el pensamiento crítico, la resolución de problemas, la producción de contenido, la creatividad y participación. Estas nos permiten comprender cómo funcionan las tecnologías en un sentido amplio (quiénes las crean, para qué, qué rol tenemos como personas usuarias, de qué maneras podemos incidir en estos procesos), al tiempo que nos pensamos y proyectamos en un futuro laboral y social cada día más digital.